miércoles, 20 de noviembre de 2013

Agripino y la lámpara cochambrosa ( Cuarto episodio )



En el rostro de Agripino se dibujó una expresión de gilipollas con turbante. La destrucción del barco era inminente. Ni el propio Alá iba a evitar la catástrofe.
Agripino reaccionó con furia y pundonor, como un héroe de la antigua Grecia ante la adversidad. Sacando pecho y plantando casa a la máquina diabólica, que ya estaba a punto de caer sobre su presa, gritó con todas sus fuerzas:
- Obama, hijo de puta, me cago en todos tus muertos!!
BRRROOOMMMM...!!!!
El bombazo yankee teledirigido pulverizó el yate de Agripino-Abdul. Fin de la historia. Se acabó. San Sejodió. The End. Y colorín colorado...

Otra vez convertido en alma que abandona el mundo avanzó por el tunel que le conducía hacia la luz resplandeciente celestial. Pero esta vez el nuevo destino fue satisfactorio en sumo grado, ya que se trataba del Paraíso de Alá y se podía follar a discreción con bellísimas huríes. Enseguida hizo amistades, conoció a un montón de mártires de los que lucharon contra los cruzados cristianos, y también a los de los aviones del 11-S, unos chavales muy majos, o mejor dicho: unas almas muy majas de los que fueron heróicos mártires.
Y cuando estaba a punto de besarse con la primera hurí...



     ... le interrumpieron unos espíritus de ayatolás. Y habló el más sabio de todos, uno que conoció a Mahoma en su vida física, cuando ambos eran unos niños.
- Venimos a comunicarte que ha habido un error, este no es tu Paraíso, debes partir inmediatamente hacia ese otro espacio sobrenatural que los cristianos llamais "El Cielo"
- Joder, a mi no me gusta nada el Cielo, es un coñazo. Aquí estoy muy a gustito, de verdad.
- Ya, pero este no es tu sitio, tú eres un cristiano, un infiel para nosotros, has sido un cristiano en tu vida terrenal y te llamabas Agripino.
- Qué va, yo era el emir de... de... y me llamaba Ab... Abdul!... eso, Abdul!
- Ves?, no aciertas a decirnos como te llamabas en el encantamiento que te hizo el genio de la lámpara. No podemos aceptar en el Paraíso de Alá a un farsante que ha sido manipulado con magia hechiceril, eso va contra la ley del Islam, y has de saber que tampoco la leyes del Dios cristiano lo aceptan. Así que no insistas si no quieres terminar en vuestro Infierno, cosa que no te aconsejo.
- Pues vaya putada!, ya me estaba poniendo cachondo con la hurí!
- Pues habértelo ganado, mamón!, en lugar de hacer el chorra toda tu vida, podías haber abrazado la fe en el Islam y lanzarte con un cinturón de explosivos contra Mariano Rajoy o Rouco Varela.

( Cual va a ser el final del atormentado Agripino?...  Que ustedes lo disfruten a tope en el siguiente episodio! )

2 comentarios:

  1. Find out how THOUSAND of people like YOU are making a LIVING from home and are fulfilling their wildest dreams TODAY.
    CLICK HERE TO FIND OUT

    ResponderEliminar